Los prelados recuerdan que las mujeres deben recibir ayuda adecuada cuando sus bebés pueden tener problemas, y no incitarlas a acabar con la vida de sus pequeños.

Los obispos de Costa Rica expresaron su rechazo a la campaña recientemente lanzada que busca promover el mal llamado aborto “terapéutico” y denunciaron que con esta medida lo que se busca es alentar el aborto legal en el país centroamericano.

En un comunicado con fecha 28 de septiembre, los prelados explican que “todo aborto provocado, también el mal denominado ‘terapéutico’, es moralmente reprochable, porque supone la muerte de un ser vivo, inocente y totalmente indefenso”.

“El fin bueno, supuestamente salvar la vida de la madre, no justifica el acto malo, la muerte provocada del hijo que está por nacer”, explicaron.

Los obispos dan a conocer el comunicado cuando en el país una organización antivida lanzó una campaña abortista, que promueve lo establecido en el Código Penal de 1973, concretamente en el artículo 121, una norma considerada “obsoleta” por los prelados.

La campaña sobre la que han dado cuenta los medios locales, constituye “en el fondo un intento de introducir la práctica del aborto legal en nuestro país, en clara contradicción con la inviolabilidad de la vida humana, consagrada en nuestro sistema jurídico”.

“Al abortar a un ser humano en gestación solo por tener anomalías, se está diciendo que un bebé con una discapacidad tiene menos derecho a vivir que un bebé sano”

Los obispos recuerdan que las mujeres deben recibir ayuda adecuada cuando sus bebés pueden tener problemas, y no incitarlas a acabar con la vida de sus pequeños, ya que “al abortar a un ser humano en gestación solo por tener anomalías, se está diciendo que un bebé con una discapacidad tiene menos derecho a vivir que un bebé sano, lo cual constituye una grave discriminación en contra de la dignidad humana”.

“Una sociedad verdaderamente humana y cristiana no mataría a sus miembros más débiles, sino que preferiría amarlos, cuidarlos y apoyarlos, incluso si sus capacidades especiales son incompatibles con la vida”.

El texto precisa que “cuando se presenta que una mujer enferma queda embarazada, el médico y el personal sanitario tienen la obligación de cuidar y proteger ambas vidas humanas”.

“No existe ningún supuesto donde la vida humana concebida deba ser intencionalmente destruida por medio del aborto, sin pretexto de proteger la vida de la madre”, subrayaron.

Después de alertar el hecho de que esta campaña busca introducir “la cultura de la muerte en nuestra sociedad”, los obispos instaron a todos, incluidas las autoridades, a “rechazar este intento de introducir la práctica injustificable del aborto en nuestro país”.

El comunicado concluye pidiendo la “intercesión de Santa María Reina de los Ángeles, para que nuestra sociedad sea siempre regida por los valores de la vida y la solidaridad”.

Resultado de imagen para aborto terapeutico

FUENTE: ACTUALL

Categories: Mundo

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.