Jennifer perdió a su bebé a las dos horas y media de nacer. Ahora, comparte una imagen de la pequeña Madalyn y asegura que durante ese tiempo su hija le enseñó a tener compasión, empatía y amor.

Una madre conmovió las redes al compartir la imagen de su bebé prematuro quien, con tan solo 21 semanas de gestación, evidenciaba ya humanidad y dignidad, rasgos inherentes e inmutables de la persona. El fuerte testimonio que aparece junto a la imagen fue publicado por la organización Save the Storks en Facebook, en donde Jennifer afirma que los niños no nacidos no son “grupos de células” o “tejidos”, sino seres humanos únicos.

Aunque la bebé llamada Madalyn sólo vivió dos horas después del nacimiento, Jenifer, su madre, nos narra cómo la vida de su pequeña hija evidentemente tenía sentido.  Tanto ella como su esposo aseguran que el corto tiempo que compartieron con su hija es invaluable. Lamentablemente las multimillonarias industrias del aborto se empeñan en deshumanizar a los niños que se encuentran en el vientre materno con el único fin de lucrar con sus pequeños cuerpos abortados. La madre de Madalyn asegura en su mensaje que la retórica impulsada por Planned Parenthood y sus instalaciones abortistas es “desalentadora” porque devalúa la vida humana.

Compartimos a continuación el texto traducido:

La imagen puede contener: una o varias personas“Según Planned Parenthood, un bebé no es realmente una persona hasta que nace y comienza a respirar. Según ellos, el aborto debe ser legal hasta la semana 36 después de la concepción. Conoce a madalyn, nuestra hija nacida con 21 semanas y 6 días. Nuestra hija estuvo presente en el mundo durante 2 horas y 37 minutos. La preciosa niña me ha enseñado compasión, empatía y amor. Pienso en ella a menudo y todo lo que se perdió cuando falleció. Sueño con la hermosa niña de 7 años que sería hoy. Lloro por todo el tiempo que he perdido con ella. Leer y escuchar todas las excusas pro-aborto es más que desalentador. Un niño no nacido nunca es sólo ” un grupo de células.” No son “sólo tejidos” y te aseguro que nunca son indeseados.

Hay miles de parejas a las que les encantaría cuidar a tu hijo como el preciado regalo que es.

Cuando un niño muere, perdemos no sólo su vida, sino todo su mundo y todo lo que proviene de él.

¿Qué habría llegado a ser? ¿Qué habría hecho? ¿Con quién se habría casado? Dios creó a todos y cada uno de nosotros según su imagen y con un propósito. Un niño no es una opción y su vida nunca debe ser arrojada.

La vida no debe ser eliminada solo porque algunos lo puedan considerar como un inconveniente. Cada vida es preciosa y debe ser protegida.”

Fuente: https://web.facebook.com/SaveTheStorks/photos/a.230385830371865.55816.158505287559920/1462955737114862/?_rdc=1&_rdr

Categories: Mundo

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.