Los obispos de Costa Rica han condenado la sentencia del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) que permite cambiarse de nombre en el registro civil en razón de la «identidad de género», así como la eliminación del sexo en «todas las cédulas de identidad».

Los obispos indican que «en primer lugar, como Pastores del Pueblo de Dios recordamos el comportamiento del Señor Jesús que en un amor ilimitado se ofrece a todas las personas sin excepción por lo que, una vez más, manifestamos nuestra consideración para aquellas familias que viven la experiencia de tener en su seno a personas con tendencias homosexuales; igualmente reiteramos que toda persona, independientemente de su tendencia sexual, ha de ser respetada en su dignidad y acogida con respeto».

Sin embargo, añaden, «como ciudadanos y como cristianos no podemos sino rechazar moralmente esta decisión del Tribunal Supremo de Elecciones, pues consideramos que se aleja del Bien Común para favorecer indebidamente a sectores sociales que detentan reivindicaciones basadas en una muy particular interpretación de los Derechos Humanos».

Comunicado completo de la Conferencia Episcopal de Costa Rica

Categories: Mundo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *