El Obispo Auxiliar de Managua (Nicaragua), Mons. Silvio Báez, había pedido al Gobierno que deje de “usar grupos violentos contra la población”, ante la represión realizada el 18 de abril por la Juventud Sandinista contra quienes protestaban por las reformas del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS). Hoy los policías intentaron penetrar los recintos de la catedral de Managua.

Según informó el periódico La Prensa, un grupo de ancianos, mujeres y jóvenes, realizaron una manifestación durante dos horas en la calle Camino de Oriente, debido a que el INSS estableció un aumento del aporte de los trabajadores y empleadores, así como la deducción mensual del 5% a los pensionados por vejez, invalidez e incapacidad.

Durante toda la protesta, los militantes de la Juventud Sandinista –pertenecientes al partido Frente Sandinista de Liberación Nacional, cuyo líder es el presidente Daniel Ortega– junto con motorizados y antimotines enviados por el Gobierno asediaron y golpearon a los manifestantes.

La agresión dejó un saldo de 12 heridos, daños a inmuebles y robos.

Ese mismo día, a través de su cuenta de Twitter, Mons. Báez escribió: “¡Que el gobierno de Nicaragua demuestre un poco de sensatez! ¡Basta de usar grupos violentos contra la población que tiene derecho a la protesta justa!”.

También pidió que al régimen de Ortega que “¡respeten la libertad y la dignidad del pueblo!”.

En otro tuit hizo un llamado a Ortega y su esposa Rosario Murillo, vicepresidenta de Nicaragua, para que “detengan la violencia y la represión. ¡No pongan en peligro la paz del país! Sepan escuchar, dialoguen, tengan la madurez de rectificar tantos errores por el bien de Nicaragua. ¡Sean sensatos!”.

Este 19 de abril, el Prelado volvió a pedir en Twitter: “¡No más represión en Nicaragua! Basta de violencia contra los jóvenes. ¡Policías, no agredan a los muchachos!”.

Por su parte, el Arzobispo de Managua, Cardenal Leopoldo José Brenes, expresó su dolor por el incidente. Lamentó que “entre hermanos podamos enfrentarnos y llegar a situaciones bastante difíciles donde haya golpes y hayan heridos”.

“Quisiera pues exhortar a todos aquellos que de alguna u otra forma no están de acuerdo con una u otra postura a utilizar siempre los canales cívicos. Que las protestas siempre sean pacíficas y se respete también el derecho a los otros”, prosiguió.

Recordó que el Papa Francisco “nos está invitando constantemente al diálogo. Es lamentable que entremos en confrontación, de manera especial ver a nuestros jóvenes y a la institución de la policía entrar en esas tensiones”.

“La violencia nunca lleva a solucionar los problemas porque la violencia engendra violencia”, afirmó el Purpurado.

Daniel Ortega fue presidente de Nicaragua de 1979 a 1990, y desde el año 2007 hasta la actualidad. En diversas ocasiones, los obispos le han pedido que respete los derechos de la población.

Hoy, en su cuenta de Facebook, Monseñor Silvio José Báez denuncia este lamentable hecho de violencia contra los recintos de la catedral de Managua:

“URGENTE. La Policía ha querido entrar al recinto de la Catedral de Managua donde se han refugiado algunos de estudiantes pacíficamente y están recibiendo víveres de parte de la gente.”

Esperemos el gobierno abandone estos métodos de violencia y atienda a la voluntad de quienes lo eligieron así como la fe del pueblo.

 

Categories: Iglesia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *